Cannabis hidropónico

Cannabis hidropónico

El cannabis hidropónico gana terreno a la hora de cultivar marihuana, por sus múltiples ventajas. Entre ellas destaca el espectacular crecimiento que lleva aparejado. A continuación, te desvelamos algunas de sus claves, para que conozcas en detalle sus características y las diferencias con respecto al cultivo tradicional en tierra.

cannabis-hidroponico

¿Qué es el cannabis hidropónico?

El cannabis llamado hidropónico es el cultivo de marihuana que se lleva a cabo sin tierra. En su lugar se emplea agua o un sustrato inerte. Una de sus principales ventajas es que se obtiene mayor producción y, además, de una manera más limpia. Algunos expertos aseguran, asimismo, que se logran mejores cosechas y un crecimiento más rápido, sin olvidar que no precisa de tanto espacio.

Descubre el sistema hidropónico de cannabis

El cultivo en agua de cannabis requiere de una infraestructura, en la que cumple un destacado papel la bomba encargada de hacer circular la solución que contiene los nutrientes necesarios. Para materializarlo, existen diferentes técnicas que te enumeramos más adelante.

¿Qué es el cultivo hidropónico?

Es una forma de cultivo que no requiere de suelo. La tierra se sustituye por agua u otros medios inertes. Es imprescindible recurrir a nutrientes, que serán suministrados al agua, y construir un sistema hidropónico de cannabis. Además de los recipientes en los que depositarás las plantas, necesitas una bomba de inmersión provista de un temporizador.

Cómo cultivar cannabis hidropónico

Aunque el cultivo de cannabis hidropónico pueda parecer algo más sencillo que el producido en tierra, lo cierto es que requiere de mayores cuidados. Para comenzar, se depositan las plantas en cubos con agua y una solución nutritiva. Es imprescindible mantener el agua oxigenada, recurriendo a una bomba de aire y a arlita, una piedra que, por su porosidad, retiene este elemento.

La temperatura del agua debe ser de 18 ºC (64 ºF), para favorecer la absorción de los nutrientes. El foco ha de situarse inicialmente a un metro de altura, puesto que no precisa de demasiada luz, para ir bajándolo progresivamente. Se contemplan diferentes sistemas para su cultivo, como el denominado deep water culture, el de flujo y reflujo, el de goteo, el de mecha, nutrient film technique y aeroponía. Todos ellos requieren de un mantenimiento periódico.

Cannabis hidropónico VS cannabis en suelo

En la cuestión de cannabis hidropónico VS cannabis suelo se establece una contienda sin un claro ganador, ya que ambos presentan sus ventajas y desventajas. El primero requiere de menos espacio, pero de más cuidados, por ejemplo, en el uso de nutrientes, que deberán ser los justos. En el caso de cannabis en suelo, la tierra amortigua la cantidad de nutrientes si es excesiva, regulándola.

El sabor es diferente, intensificándose en el cannabis en suelo. Sin embargo, en este es más difícil detectar si existe un problema en la planta. El crecimiento es más espectacular en el hidropónico, tanto en tiempo como en cantidad. Además, no se debe hacer frente a plagas.

Curiosidades sobre el cultivo de cannabis hidropónico

Que una planta no precise de tierra para su crecimiento no deja de resultar curioso, al igual que el uso exacto de nutrientes, la necesidad de mantener una temperatura estable, el oxigenar el agua de riego y otras cuestiones no menos claves.

¿Cuál es el nivel de pH correcto para el cannabis hidropónico?

El pH debe oscilar entre 5.5 y 7.0, aunque este puede fluctuar por el propio consumo de la planta.

El mejor fertilizante hidropónico para cannabis

Los fertilizantes de origen mineral son los mejores nutrientes para el cannabis hidropónico. Los orgánicos, por el contrario, no suelen ser apropiados para este tipo de cultivo.

El cannabis hidropónico se perfila, en definitiva, como una excelente opción si te decides por cultivar marihuana. Eso sí, conlleva el cuidado habitual de una plantación. ¡Pruébalo y comienza a disfrutar de sus beneficios para la salud!


0
0 item
0 Item
Empty Cart